Sociedad 2020

 Revista_AndinaEnhorabuena al Centro Bartolomé de la Casas.

Concebir una revista de ideas es quizás una de las tareas más bellas que un grupo humano pueda emprender.

En 1983 nació la Revista Andina, cuando el Centro de Estudios Rurales Andinos estaba a cargo de Guido Delran. Henrique Urbano era el editor y su principal colaboradora en ésa etapa fue Gabriela Ramos (que hoy trabaja en el campo de la historia fuera del país), y ambos lograron que estudiosos del mundo dieran a conocer, en la Revista Andina, sus aportes sobre el mundo andino, fueran franceses, ingleses, norteamericanos, etc., especialmente en las décadas 80 y 90 del siglo XX.

 

Así, Urbano convirtió a la  Revista Andina “en un crisol donde confluyeron el pensamiento  del más alto nivel académico del mundo andino y  del país. La Revista Andina  globalizó el pensamiento andino científico” (en palabras de Jesús Guillén).

 

Mucha agua ha corrido bajo el puente y la Revista Andina cumple 30 años.

 

Desde entonces,  diversos han sido los  equipos que han estado a cargo de la edición. Pero  su principal objetivo  sigue siendo el mismo. De tal suerte que todos los interesados encontramos en sus páginas artículos que, en muchas oportunidades, generaron amplios debates en el mundo académico. Su empuje ha continuado, pese a los vaivenes del financiamiento y a la inestabilidad propios del nuevo siglo XXI.

 

Revista Andina celebró su 30 aniversario en el Centro Cultural de España, en Lima,  y en esa oportunidad pudimos escuchar a la Dra. Imelda Vega Centeno leer el artículo: Incarry: Etnología, región y apuesta utópica arguediana, en el que Vega Centeno discrepa con ciertas interpretaciones de José María Arguedas. Como podemos ver, la Revista Andina sigue generando debate alrededor de temas cruciales de la cultura andina. Estaremos pendientes de  la ya anunciada edición Nº 51. Enhorabuena al Centro Bartolomé de la Casas.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar