Sociedad 2020

Entrevista a Arelí Araoz Villasante

Directora Ejecutiva de Codeni

Fotografías: Luz Huayhuaca

 

infancia1Los niños en el Cusco


– ¿Cuál es la realidad de la infancia cusqueña?

Es variada, de acuerdo a los diferentes sectores sociales. En general, se advierte en la región Cusco una preocupación creciente por estar informados sobre los derechos de los niños, niñas y adolescentes, sin embargo esta actitud no se efectiviza en el momento de poner en vigencia estos derechos y en la práctica continúan acciones violatorias de los mismos, especialmente, en lo referente a la violencia y al maltrato del que los niños, niñas y adolescentes son víctimas permanentes, tanto en las esferas familiares, escolares y comunitarias.

 

El gasto e inversión pública, en niñez y adolescencia, continúa siendo insuficiente para atender las múltiples necesidades de este sector; hay graves carencias en el campo de la educación (exclusión, mala calidad, sin enfoque de interculturalidad), salud (desnutrición crónica, altos índices de mortalidad infantil y materna, mortalidad perinatal, enfermedades respiratorias agudas, diarreicas, de la piel etc, falta de acceso a la atención médica oportuna y gratuita) y, sobre todo, continúan actitudes de violencia contra niños, niñas y adolescentes que se manifiestan en maltrato en sus diferentes modalidades (maltrato físico, psicológico, por abuso y explotación sexual) y poca comprensión para reconocer a los niños como sujetos sociales de derechos, capaces de opinar, decidir y aportar al desarrollo.

 

– Podemos hablar de problemas diferenciados en los ámbitos rurales y urbanos? ¿O los patrones son los mismos?

Los problemas son los mismos, lo que varía son los patrones culturales para enfrentarlos. Muchos problemas tienen indicadores comunes tanto en el campo como en la ciudad, pero donde la problemática se agudiza es en el área rural, ya que se da poca atención a los niños. Allí junto a los problemas de salud, educación, violencia y otros se suman la ausencia de vigencia de sus derechos que se traduce en carencia o insuficiencia de servicios para atender sus necesidades, en muchos casos debido a desinformación, analfabetismo y sobre todo altos índices de alcoholismo en dichas áreas.

 

– ¿Desde el trabajo que realizas cual es el problema más urgente de atender? ¿La desnutrición? ¿El abuso sexual? ¿Ambos?

Cuando se trata de niños, todos los problemas tienen carácter de emergencia porque ellos están en una etapa de formación, de desarrollo y su tiempo de crecimiento no admite esperas, porque lo que hacemos hoy con los niños, irremediablemente será condicionante del futuro que les espera. Los derechos de los niños no se pueden jerarquizar ni dividir, sin embargo, existe problemas que pesan más que otros, en el caso de los niños de áreas rurales y estos últimos años, también con fuerte presencia en las zonas urbanas es la desnutrición crónica que afecta a más del 50 % de la población infantil regional, y como consecuencia de ella la poca resistencia a enfermedades previsibles que determinan todavía fuertes índices de mortalidad infantil. Existen esfuerzos tanto del sector público como privado para revertir este problema. Sin embargo, en el caso de la violencia contra niños, niñas y adolescentes, esta parece estar en crecimiento; porque frente a los problemas que plantea una sociedad cada vez más violenta, esta se ensaña contra el sector más indefenso, por ello es que las cifras de violencia familiar, maltrato infantil, abuso sexual, explotación sexual son altamente preocupantes y requieren intervenciones más sostenidas de todos los sectores públicos y privados. Además se debe brindar mejor educación sobre derechos y psicología infantil para los padres. Hace falta una cultura de afecto, de buen trato, de comprensión de que los niños son personas, no simples objetos de protección. Agudiza la situación de violencia contra niños, niñas y adolescentes una justicia lejana, indiferente frente a la situación de alta vulnerabilidad de este sector.

 

– ¿Qué se hace realmente para evitarlos?

Gran parte de los esfuerzos de sectores públicos y privados están orientados a la oferta de servicios para atender problemas urgentes, hay esfuerzos sostenidos en el área de protección para mitigar los efectos que causan estos problemas. Codeni marca diferencia en este aspecto y centra su mayor preocupación e intervención en las áreas de promoción y prevención. Intentamos aplicar el enfoque de derechos y evitar las causas de estos problemas, por ello nuestra principal preocupación está en efectuar incidencia política, demandando mayor inversión en niñez y adolescencia, atención a los problemas generados por la violencia; evitando que ella esté presente en la vida de las familias; reivindicando la vigencia de los derechos de los niños y adolescentes, que sean tomados en cuenta, que escuchen sus voces, sus opiniones, que sean considerados como sujetos sociales y sobre todo que a todos los niños, la sociedad les deje ser niños.

 

Intentamos difundir una cultura de BUEN TRATO, tomando en cuenta sus diferencias, por ello en nuestras intervenciones intentamos aplicar enfoques de desarrollo humano, interculturalidad, género y participación protagónica d niños, niñas y adolescentes, enseñándoles a autoprotegerse y no quedarse en silencio frente a graves problemas cono el abuso, la explotación sexual, el maltrato. Nuestro interés principal está en prevenir y evitar que estos se den. Nuestro trabajo es fundamentalmente educativo, más que de protección o de un enfoque de necesidades. Nos preocupa la defensa y vigencia de sus derechos.

 

– ¿Es posible que el gobierno regional, el municipio, y el gobierno central puedan unir esfuerzos en una estrategia para afrontar estos problemas de manera conjunta? ¿Cómo?

No sólo es posible, sino tiene que ser así, porque así lo estipulan las leyes vigentes en el país: la Convención Internacional de los Derechos del Niño (firmada y ratificada por nuestro país), el Código de los Niños y Adolescentes, la Ley de Regionalización, la Ley de Municipalidades, que con diferentes énfasis determinan que atender las necesidades prioritarias de la niñez y adolescencia es mandato legal para todos los peruanos, para todos los sectores públicos y privados, no es un simple compromiso o mandato moral, ni asunto de sensibilidades, es obligación legal. HACE FALTA QUE ASÍ LO INTERIORICEMOS LOS PERUANOS, existen hermosas experiencias de trabajo conjunto, de alianzas estratégicas entre sectores, gobiernos municipales, empresarios y otros, sin embargo, hace falta difundir y masificar estas acciones.

Son estrategias válidas los Planes Regionales de Acción por la Infancia, los proyectos de responsabilidad social empresarial, donde los diferentes agentes sociales trabajan de manera conjunta, intentando construir una sociedad con más justicia y amor para nuestros niños, niñas y adolescentes.

Laura Ladrón de Guevara

laura-ladron1Valicha considera importante reproducir esta entrevista, tomada del Diario Perú 21* para destacar la labor que Laura Ladrón de Guevara, ha realizado a favor de la lengua quechua. Con 96 años, Laura sigue perseverando en la difusión de la lengua quechua que los cusqueños deberíamos imitar y respetar

Autora de un diccionario quechua castellano inglés, entre otras obras vinculadas al quechua, Laura Ladrón de Guevara fue una de las candidatas al premio Orgullo Inca Kola. ¿La pertinencia de este trabajo? La misma de hace siglos: millones de peruanos están incomunicados. ¿Podemos considerarnos un país así?

angeles-demoniosAcaba de llegar a Valicha una nota de prensa que da la impresión de estar acompañada de trompetería y estruendo de timbales. Nos referimos a la presentación, el próximo martes 23 de setiembre, en la Casa de España, de la segunda entrega de la revista de artes y letras Ángeles y Demonios, producida por la Asociación Centro Cultural Cusco y dirigida por el infatigable promotor cultural Carlos Sánchez.

jose-tamayoTomado de la serie: El último Yaraví por Tarabamba
Del poemario: Las Voces de Ausencia

Poemas del mar y la montaña del Dr. José Tamayo Herra

Club Departamental Cusco de Lima: Una embajada cultural

carlos-somocurcio1Concluye la gestión del Ingeniero Carlos Somocurcio Vilchez, como Presidente del Club Departamental Cusco de Lima.

En el período 2006 al 2008, Somocurcio, respetando los estatutos de esta institución (que data de 1944), quiso servir al Cusco difundiendo su cultura y sus valores. Esto se reflejó en el fructuoso intercambio que estableció con ICOMOS (Consejo Internacional de Monumentos y Sitios), así como en un rico debate entre importantes especialistas como Ruth Shade, Victor Pimentel Gurmendi, Walter Alva y María Rostorowsky.